MOLESKINE ® LITERARIO

Notas al vuelo en cuaderno Moleskine® .

Claudio Magris último

Carátula del libro de Magris. Fuente: Anagrama


Tan solo 67 páginas le han bastado -¿acaso se necesitan más?- a Claudio Magris para escribir esta despedida a su esposa, la escritora Marisa Madieri, fallecida hace unos años, en este libro titulado Así que Usted comprenderá que hoy publica Anagrama. Como El año del pensamiento mágico de Joan Didion, como Patrimonio de Philip Roth, como otros muchos libros que expían el sentimiento de dolor ante la muerte, este libro de Magris viene a formar parte de esos exquisitos bonus track de los que hablaba Fuguet. Y si es tan bueno como sus anteriores libros, o como afirma reseña en ABCD Letras que publica Mercedes Monmany, sin duda estamos ante un libro conmovedor e imprescindible.

Pd.- Como un lector apunta, en "Babelia" Cecilia Dreymüller da una versión radicalmente distinta sobre el mismo libro, en una reseña que titula "Incomprensible" y culmina así: "Resulta por ello tan degradante esta imagen de una Eurídice chafardera, y tan bochornosa la figura del ególatra poeta, que se recomienda encarecidamente no asociarlos con Madieri y Magris. Mejor un piadoso olvido (especialmente sobre las vulgaridades del texto) y quedémonos con el Claudio Magris elegante y perspicaz de El Danubio, Microcosmos, Otro mar". Como no he leído el libro de Magris, no puedo opinar antes dos lecturas tan diferentes. Habrá que leerlo.

Dice la reseña: "Cuando falleció la esposa del escritor y teólogo católico C. S. Lewis, este reputado profesor de Oxford escribiría uno de los más bellos monólogos que existen sobre el amor en pareja y sobre el desgarro terrible de la ausencia del ser amado. La pequeña obra (A Grief Observed; Una pena en observación, Anagrama), magníficamente traducida en nuestro país por Carmen Martín Gaite, comenzaba así: «Nadie me había dicho nunca que la pena se viviese como miedo. El mismo mariposeo en el estómago, la misma inquietud, los bostezos». Con esa misma intención, o inspiración, el escritor italiano Claudio Magris, diez años después del fallecimiento de su esposa, la escritora Marisa Madieri, exquisita autora de un impactante libro, Verde agua (Minúscula), reflexiona sobre la pérdida trágica de su ser querido. Como siempre sucede en el caso de este gran y original ensayista y narrador de nuestros días (cuyo nombre suena cada vez más insistentemente para un posible Nobel no muy lejano), la reflexión pone en juego muchos más temas, de carácter filosófico y trascendente, que lo que podría ser el puro, literal y catártico ejercicio autobiográfico sobre el motivo único de la muerte y la ausencia. O sobre ese amor interrumpido que rememora la convivencia, llena de claroscuros, pero con no menos pasión y sensualidad alimentada día tras día, de un matrimonio que se rompió de repente de forma no voluntaria, sino forzada, violenta, intolerable. Trascendiéndolo mucho más, el bellísimo y turbador pequeño monólogo, narrado desde un incierto Más Allá, que es Así que Usted comprenderá, rinde homenaje a la fortaleza de la figura de la mujer, de ciertas mujeres. A ese género de mujer fuerte y enamorada que guía y protege con mano firme a un marido célebre, custodiado incluso más allá de la muerte. Un compañero de camino al que se le evitan sin cesar los sinsabores de la más cruda «verdad»; ésa para la que la mujer fuerte, que jamás se engaña, duda de que aún, como los que no han acabado nunca de crecer, esté preparado. Una «Musa» y compañera de creador caprichoso, vacilante, egoísta, neurótico, muchas veces fatuo, al que ella devuelve siempre y sin contemplaciones a la «realidad», a su auténtica y más feroz identidad, que muy pocos saben leer: «Contigo sé quién soy», le dirá el poeta a esta Musa, en la que no sólo se inspira, sino que muchas veces incluso vampiriza sin piedad."

Etiquetas: , , , , , , , , ,

« Home | Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »

12:32 p.m.

Te sugiero que coloques junto a esta estupenda reseña la que publicó Babelia. Las conclusiones serán obvias.    



2:13 a.m.

Babelia, cada días más penosa y desorientada.

E.    



» Publicar un comentario